viernes, abril 28, 2006

Carta abierta a la señorita Carlos Vera del programa Cerdo Intolerable.

Photobucket - Video and Image Hosting


Quisiera empezar esta carta diciéndole que su programa es... malo. La verdad es que ‘malo’ no es la palabra apropiada, porque no es malo de la misma manera que Mi Recinto es malo o que Haga Negocio Conmigo es malo. No importa que tan poco chistoso y para retrasados mentales sea Mi Recinto, o que cholas mas feas que el cuco Polo Baquerizo trate de hacer que se empeloten en su programa; porque no importa que barrabasada bestial se manden, igual no pueden lastimar al país de Manuelito directamente como lo hace tu programa. Por unos dos o tres segundos consideré la opción de burlarme de tu programa llamándolo Cero a la izquierda Tolerancia, pero eso no hubiera sido correcto ya que los ceros a la izquierda no afectan en nada, y tu programa huevón si nos caga a todos.

Es posible que te estés preguntando por qué razón yo odio tu programa tanto. Es posible que hasta te preguntes por qué pienso que es dañino, si tan solo es un programa de debate político. También es posible que en estos momentos te estés pegando un pajazo viendo fotos de perros muertos, y no leyendo mi carta. Si tu programa fuera lo que aparenta ser, es decir un programa donde los políticos puedan ir y exponer sus ideas, y que vayan otros políticos a debatirlas mientras tú sacas a la luz pruebas recogidas por tu super equipo ninja de investigación de que estos políticos están mintiendo o hablando por el orto, entonces sería chepísimo. Pero, en serio, ese no es tu programa. A los únicos que engañas son a los tipos demasiado cojudos para darse cuenta de lo que en verdad estás haciendo, al productor de Ecuavisa que pone tu huevada al aire, y a ti mismo.

Un programa de ese estilo debería buscar la verdad y ser imparcial, pero eso no es tu programa. Tu programa no busca la verdad, lo único que busca es hacerte quedar a ti como un chepo comparado con todos tus invitados, y ni siquiera eso haces bien porque fallas miserablemente mas veces de las que no.

En un programa de debate político, una de las cosas mas importantes debería ser el debate libre de ideas, pero esa huevada no existe en tu programa; porque en tu programa hay un pendejo maricón que no deja que nadie mas hable. ¿Quieres saber quien es?

Mira, aquí está su foto.
Photobucket - Video and Image Hosting


No sé si tú te viste una película llamada Austin Powers II, en la cual sale un man llamado Dr.Evil. Hay una escena donde el Dr.Evil y su hijo están discutiendo, y el hijo trata de convencerlo al Dr.Evil de que no haga una pendejada, pero cada vez que el hijo trata de hablar, el Dr.Evil lo interrumpía y lo callaba. Tu programa es como esa escena, solo que veinte veces mas larga, y a diferencia de Austin Powers II, es triste porque no es una puta comedia. No sé si te has dado cuenta, pero hacer esa huevada no te hace quedar como un chepo, si no, al igual que con el Dr.Evil, te hace quedar como un atorrante imbécil. Te vería menos pendejo si en vez de hacer eso solo te tapas las orejas y gritas “LA LA LA LA LA NO TE QUIERO ESCUCHAR LA LA LA LA.”

Hace unos meses vi Cero Tolerancia, porque uno de los invitados era un representante del movimiento Libertariano en Ecuador, y yo ni siquiera sabía que esa huevada existía. El programa seguía tu usual tanda de andar callando a los invitados y no dejarlos hablar, pero el momento cumbre fue la parte en que pusiste un video de la vez que el tuerto León Febres Cordero fue elegido presidente allá por 1984. Déjame preguntarte ¿para qué mierdas pusiste eso? ¿Qué carajos tenía que ver con lo que los entrevistados estaban hablando? Ninguno de los entrevistados era León “Pirata Morgan” Febres Cordero, o afiliado al PSC. Después de que pasó el video, todos los invitados se quedaron callados con cara de ‘¿qué mierda fue esa huevada?’ y no sabían que diablos tenían que hacer, si tenían que comentar sobre el video o algo. Tú, Carlos Vera, no volviste a mencionar el video por el resto del programa, y todo siguió como que no había pasado nada. Sencillamente fue el momento más bizarro de la televisión nacional.

Y lo peor de todo es cuando, en los momentos en que en vez de callar a la persona con la que estás hablando, tratas de debatir; porque ahí si la cagas completamente. Cuando el tipo libertariano dijo que el Ecuador necesita un modelo de gobierno libertariano, y tú saliste con una huevada horrible, que si mal no me acuerdo era “¿Y acaso eso no es lo que tenemos ahorita?”, ahí no sé que chucha tratabas de hacer. El pobre tipo te tuvo que explicar por qué estabas hablando por el orto. Eres tan cojudo que ni siquiera investigas los temas que vas a tratar, y luego todavía pretendes hacerte pasar por chepo.

Probablemente ya habrás acabado de masturbarte mirando el catálogo de calzoncillos de Megamaxi, y ahora te preguntarás como tu burla de programa nos caga a todos. Nos cagas a todos porque estás más ocupado en tu propia vanidad que en hacer tu trabajo. ¿Te acuerdas de esos días en que Lucio estaba de candidato a la presidencia, y era invitado para uno de tus programas? ¿Te acuerdas que Lucio llegó tarde al estudio? ¿Te acuerdas que, como eres un maldito sobador de verga, no lo dejaste pasar porque te había ofendido que el hijueputa ese haya llegado tarde? ¿Te acuerdas como te sodomizó un burro dos días mas tarde, aunque no tiene nada que ver con el tema? ¿Te acuerdas? ¿No te parece que hubiera sido más adulto y responsable de tu parte entrevistar a Lucio, para así sacar a la luz la verdad de que Lucio era un inepto de mierda? No te hecho la culpa de que Lucio haya sido elegido presidente, pero si es tu culpa no haber intentado evitar eso, porque simplemente te importó mas tu cochina vanidad que hacer tu trabajo.

El problema es que la gente cojuda cree que tu programa es un programa de periodismo serio, y tú deberías darles eso, pero no lo haces.

¿Podría ahora alguien decirme como carajos enviarle esta carta a Carlos Vera? Porque yo no tengo ni idea. Y si de paso ven que escribí alguna burrada ortográfica, avisen antes de que se la mande. O por si acaso tienen algo que añadir también, coméntenlo.

Photobucket - Video and Image Hosting
GORDO: Mientras tu revisas tu polla, yo me voy a comer todo el maní.

3 Comments:

At 9:35 a. m., Blogger Ileana said...

Jajaja lo mejor que he leído sobre el Vera.
Es un pajero desagradable, no me puedo quitar de la mente sus babas rodandole por la chiva cuando en estos días entrevistaba a la Inés Manzano, claro a ella ni la interrumpió el pelotudo, y encima cuando vuelve del corte se sienta se arregla ca camisita abierta hasta el hombligo con su cruz de plata y dice "disculpen es que estoy acalorado, no con calor, sino acalorado", muy macho él. Qué asco de hombre y que mierda de periodista.

 
At 8:17 p. m., Blogger Delta said...

que crudeza más chistosa, me encantó, pero como toda verdad , será leida por unos(as) cuantos(as) y se taparán las orejas y cerrarán sus ojos, los que lo creén un ídolo, pues lamentablemente este tipo de gente si tiene fans , ¿será que lo veremos pronto en algún programa de farándula??? ese si que sería el acabóse del "mediocre periodismo ecuatoriano".
Saludos Batiduende

 
At 9:00 p. m., Blogger afr said...

Respeto la opinión de cada persona. En lo particular no me gusta el estilo de Carlos Vera peor el de Jorge Ortiz, pero por qué siempre criticamos en vez de hacer algo por este país que se unde a pedazos por la ignorancia y la inoperancia de todos. Por eso tipos como Bucaram o Correa - mentirosos y farsantes - tienen comido al cuento al pueblo que vota.
Y no es que Carlos Vera sea el salvador, todo lo contrario, por el mucha gente votó por Correa porque él lo apoyó y ahora lo acaba, pero este tipo por lo menos hace quedar como verdaderos imbéciles a los seudos políticos, delincuentes, infelices que quieren pasarse de bacanes. Lo más triste no es que Carlos Vera se haya ido, es que un canal como Ecuavisa se rindió ante los pedidos del infeliz de Correa que dicho sea de paso es igual a Febres Cordero la diferencia es que el uno está muerto y el otro bien vivo para seguir haciéndole mal a nuestro país.

 

Publicar un comentario

<< Home